Foto arton5276
Sin comentarios 2020 veces visto

De corralas y otros demonios

En mayo de 2012, la pancarta de la ‘Corrala Utopia’ llegaba a los balcones de los
numeros 2, 4 y 6 de la Avenida de las Juventudes Musicales de Sevilla. Un grupo de
personas, 22 familias, dieron el salto desde lo individual a lo colectivo y decidieron
autoorganizarse y dar respuesta a sus necesidades de vivienda, ante la inoperancia de las
instituciones. Es decir, okuparon algunos de los cientos de pisos vacios tras el boom
inmobiliario y la consiguiente crisis-estafa. Contaron para ello desde el primer momento
con el apoyo de movimientos sociales de la ciudad. Por ejemplo, de la Intercomision de
Vivienda y la Asamblea 15M de la Macarena, el barrio donde se encontraba el Punto de
Informacion de Vivienda y Encuentro (PIVE) donde empezo todo. Los juristas del 17
de Marzo les prestaron apoyo legal tambien desde hace dos anos. La red de apoyo social
siguio creciendo mientras las ocupaciones seguian y nacian nuevas corralas con
nombres utopicos.

El punto de inflexion llego con el desalojo. El Juzgado de Instruccion numero 3 de
Sevilla decreto el desalojo forzoso en febrero. Y el 6 de abril, a las 8 de la manana de un
domingo, una veintena de furgones de la Policia Nacional pegaron la patada en la puerta
de los pisos ocupados y procedieron a cumplir la orden. Constan 14 familias desalojadas
sin ningun tipo de incidente, aunque con alguna sorpresa y mucho estupor.

Estaban en
plena negociacion entre la propietaria del inmueble, Ibercaja, el Ayuntamiento de
Sevilla y la Junta de Andalucia, ese bipartito de PSOE e IU.
En estos dos anos, el protagonismo de las familias ha ido dejando paso cada vez mas al
de la politica institucional. Asi se ha reflejado en los medios de comunicacion. El
ejemplo de la corrala Utopia servia de escaparate para la supuesta politica de izquierda
de la Consejeria de Vivienda, gestionada por IU. Algunas familias hablan de promesas
no cumplidas, de pacto de silencio. Cuando llego el desalojo, las familias intentaron
encerrarse en la Catedral y despues acamparon a las puertas del ayuntamiento. La pelota
estaba ahora en el Consistorio, o eso decian sus portavoces. Y, por supuesto, la
Consejeria de Vivienda.

Lo cierto es que el 9 de abril, 8 familias recibian las llaves de unas viviendas a las que
trasladarse. El resto se quedaba fuera y nadie queria hablar. Ni familias, ni politicos. La
CGT de Sevilla, que desde un principio apoyo a la corrala, sirvio de escenario
improvisado y neutral para la entrega de estas llaves, por ser sede logistica para algunos
desalojados mientras duro la acampada. No hubo medios y si silencio, tambien tension.

La crisis de gobierno ocupo al dia siguiente y sucesivos el foco mediatico. Mientras, el
ayuntamiento aseguraba que solo 2 de las 14 familias desalojadas y evaluadas, cumplian
los requisitos como demandantes de vivienda publica para formar parte de la lista de
espera.

El caso deja a la vista muchas cosas. La utilizacion partidista de personas desesperadas.
Las contradicciones de un partido cuya asuncion de las maneras de hacer politica
liberal-burguesa lo lleva una y otra vez a un callejon sin salida. ?O no es un acto de
caridad cristiana dar llaves como quien reparte premios? El viejo intento manipulador
de dividir a las victimas y promover el enfrentamiento entre ellas, siempre con la
intencion de desviar la atencion para que no se identifique al verdadero culpable de su
sacrificio, el sistema capitalista y quienes lo amparan. El intento de criminalizar la
okupacion como alternativa legitima al sinsentido de la propiedad privada, esta si
superprotegida por los poderes publicos, por encima de las necesidades humanas.

A punto de acabar junio, poco se sabe del resto de las llaves y del paradero de las
familias. La corrala Utopia aparece cada vez menos en los medios, salvo cuando algun
politico o politica le tira la pelota a otra administracion. Por mucho que exista la
caverna mediatica, que existe, no nos puede bastar con matar al mensajero. Y si seguir
en la lucha legitima por el derecho a una vivienda digna. Ni gentes sin casa, ni casas sin
gente.

Fuente: http://www.cgtandalucia.org/Barricada-de-Papel-no-17

Recomendados

Cuarta semana de lucha de la ANDCM en las calles de Rabat

Cuarta semana de lucha de la ANDCM en las calles de Rabat Tras la celebración del consejo nacional el domingo 24 de a [...]

Las páginas que faltan en la historia. Reportaje en El País sobre Todos los Nombres

Todos los Nombres cumple siete años y supera los 75.425 registros de represaliados del franquismo. Ninguno estaba disp [...]

Los Merinales, esclavos sin huella

El pasado 18 de julio, LXXIV aniversario del golpe que desató la Guerra Civil, Arístides Pedraza y su compañera se citar [...]

0 comentarios

Aún sin comentarios

Puedes ser el primero en comentar esta noticia!

Deja tu Comentario

Tu email no será publicado. Los campos obligatorios estan marcados con el simbolo *

¿ Cuanto es siete + seis ?

Los comentarios están moderados, por lo que no se garantiza su publicación. La web no se hace responsable de los comentarios vertidos, al tiempo que se reserva la eliminación de los comentarios de carácter sexista, racista, autoritario, o arbitrariamente insultantes hace personas concretas, así como el bloqueo del usuario que de forma reiterada no respete estos límites.